Saltar al contenido

Gelatina de limón con leche condensada


Es un lindo postre para servirlo bien frío luego de un almuerzo o cena abundante.


Porciones: 10



INGREDIENTES
1 caja de gelatina con sabor a limón de 8 porciones
3 tazas de agua ( 750cc. )
2 latas de leche condensada
la piel de un limón
3 claras
2 cucharadas de azúcar

Para decorar
1 taza de crema de leche ( nata )
2 cucharadas de azúcar impalpable ( glas, pulverizada, lustre )
cerezas verdes en almíbar


PREPARACION
Disolver la gelatina en una taza y media de agua hirviendo.
Agregarle la leche condensada y llevar al fuego hasta que llegue a punto de hervor.

Retirar y agregar el resto del agua y la ralladura de limón.
Se pone en un baño María invertido hasta que la gelatina tome consistencia de jarabe ( sin que llegue a coagular ).

Aparte se baten las claras con dos cucharadas de azúcar hasta que estén firmes.


Se agrega la mitad de las claras a la preparación anterior mezclando bien hasta incorporarlas.
La otra mitad se incorpora en forma lenta y envolvente.

Se elige una budinera con forma original y se humedece toda la parte interna con agua fría. Se vierte la preparación y se lleva a la heladera durante cuatro horas.

Se pasa rápidamente el molde por agua caliente y se desmolda en el plato elegido. Se lleva nuevamente a la heladera.
Batir la crema de leche con el azúcar hasta que esté firme.
Decorar el postre a gusto y esparcirle algunas cerezas verdes en el centro.




Mostrar botones
Comparte en Facebook
Compartir en Pinterest
Ocultar botones