Tarteletas de arándanos y crema

Cantidad: 18 tarteletas grandes

INGREDIENTES
Masa
1 y ½ taza de harina (180 gramos)
Pizca de sal
100 gramos de mantequilla a punto pomada
¼ taza de azúcar
1 huevo
3 cucharadas de licor de tu preferencia (o leche o jugo de naranja o jugo de limón)

Para bañar las tarteletas
100 gramos de chocolate cobertura semiamargo

Relleno
Mermelada de arándanos
100 gramos de arándanos
80 gramos de azúcar
¼ taza de agua (3 o 4 cucharadas)

1 taza de crema de leche (nata) (250 cc)
1 cucharada de azúcar impalpable (glas, pulverizada)

PREPARACIÓN
Masa. Poner en el vaso del procesador, la harina cernida junto con la sal.
Agregar la mantequilla, el azúcar, el huevo y el licor o líquido de tu preferencia.

Procesar hasta unir todos los ingredientes.

Volcar sobre la mesa de trabajo y terminar de formar la masa sin trabajarla mucho.
Formar un bollo y envolver en papel film (transparente, adherente).
Llevar al refrigerador y dejar allí unas horas o hasta que la masa esté bien firme.

Mermelada de arándanos. Poner en un recipiente los arándanos, el azúcar y el agua.
Mezclar todo y dejar en reposo 1 hora.

Volcar los arándanos en una cacerola chica y llevar a fuego bajo.
Ir mezclando cada tanto hasta que la preparación tome consistencia.
Nos damos cuenta cuando pasando una cuchara por el fondo y arrastrando la mermelada de un borde a otro, se forma un surco que se mantiene.

Retirar y dejar enfriar bien (si es posible preparar la mermelada el día antes).
Enmantecar cada molde de tarteleta.

Cocción de la masa de tarteletas. Enmantecar cada molde de tarteleta.
Estirar la masa hasta que esté fina.
Forrar cada molde con la masa procurando que la masa quede bien adherida al molde.

Llevar a cocinar en horno precalentado moderado 180º durante 15 minutos o hasta que la masa esté cocida y algo dorada.
Retirar, dejar enfriar y luego desmoldar con cuidado.

Baño de chocolate. Picar el chocolate cobertura y llevarlo a derretir a baño María.
Recordar que el recipiente que tiene el chocolate no debe tocar el agua.

Una vez derretido, tomar cada tarteleta y pincelar con chocolate todo el interior de las tarteletas.
Una vez bañadas llevar al refrigerador durante 5 o 10 minutos.

Armado de las tarteletas. Cubrir el fondo de cada tarteleta con la mermelada de arándanos.
Cubrir con crema de leche batida con el azúcar impalpable.
Terminar de decorar a gusto.