Saltar al contenido

Cabello de ángel



Califica la receta

Agradecemos a Pife Fernández la cortesía de enviarnos la receta de su abuela: Yaya Etelvina.

El cabello de ángel consiste en un dulce que se elabora con las fibras caramelizadas de la calabaza (zapallo gigante que se conoce como cidra) y se emplea como relleno de distintas preparaciones dulces, tanto en España como en Latinoamérica.

INGREDIENTES
1 calabaza de cidra
1 varita de aromatizante (Canela o vainilla)
Piel de limón (sin la parte blanca)
Azúcar (el mismo peso que calabaza limpia y escurrida)
100 ml de agua por kilo de azúcar (si fueran 600 gramos serian 60 ml de agua).

PREPARACIÓN
Esta calabaza tiene la piel muy dura y para retirarle la pulpa se golpea con fuerza por toda la superficie.
Luego con un golpe seco o con la ayuda de un cuchillo se corta la corteza y la pulpa se desprende limpiamente.
Se retiran las semillas.

Se pone la pulpa en remojo con agua templada durante 2 o 3 horas mínimo (o hasta que se puedan separar cómodamente las fibras).

Se va deshilachando toda la pulpa (retirando las semilla si quedase alguna) y se pone en un colador.

Una vez bien escurrida se pesa y se pone en una olla. Se agrega el mismo peso en azúcar y la misma cantidad de agua. Se incorpora el aromatizante y la piel de limón.

Se cocina con la cacerola tapada, removiendo de vez en cuando como cualquier mermelada.
Se tiene que evaporar el líquido y debe quedar tierna, pero no deshecha.

Nos cuenta Pife que su abuela, de acuerdo a la preparación que usaba, la dejaba tomar un color diferente: desde blanco, pasando por dorado, hasta tostado tipo caramelo. Pero siempre manteniendo los hilos, que es lo que hace que lo llamemos "cabello".


Mostrar botones
Comparte en Facebook
Compartir en Pinterest
Ocultar botones